RESOLUCIÓN
DE LA CORTE INTERAMERICANA DE DERECHOS HUMANOS 
DE 24 DE JUNIO DE 2021
MEDIDAS PROVISIONALES
RESPECTO DE NICARAGUA
ASUNTO JUAN SEBASTIÁN CHAMORRO Y OTROS
RESPECTO DE NICARAGUA
VISTO:
1.
El escrito de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (en adelante “la
Comisión Interamericana” o “la Comisión”) de 22 de junio de 2021 y sus anexos,
mediante los cuales sometió a la Corte Interamericana de Derechos Humanos (en
adelante “la Corte Interamericana”, “la Corte” o “el Tribunal”) una solicitud de medidas
provisionales, de conformidad con el artículo 63.2 de la Convención Americana sobre
Derechos Humanos (en adelante “la Convención Americana” o “la Convención”), con el
propósito de que el Tribunal requiera a la República de Nicaragua (en adelante
“Nicaragua” o “el Estado”) que adopte sin dilación las medidas necesarias para proteger
la vida, integridad personal y salud de: 1) Juan Sebastián Chamorro, 2) José Adán
Aguerri Chamorro, 3) Félix Alejandro Maradiaga Blandón, 4) Violeta Mercedes Granera
Padilla y los núcleos familiares de todos ellos, en Nicaragua (en adelante “los propuestos
beneficiarios”).
CONSIDERANDO QUE:
1.
Nicaragua ratificó la Convención Americana el 25 de septiembre de 1979 y, de
acuerdo con su artículo 62, reconoció la competencia contenciosa de la Corte el 12 de
febrero de 1991.
2.
El artículo 63.2 de la Convención Americana dispone que, en “casos de extrema
gravedad y urgencia, y cuando se haga necesario evitar daños irreparables a las
personas”, la Corte podrá, en los asuntos que aún no estén sometidos a su conocimiento,
a solicitud de la Comisión, ordenar las medidas provisionales que considere pertinentes.
Esta disposición está a su vez regulada en el artículo 27 del Reglamento de la Corte.
3.
La presente solicitud de medidas provisionales no se origina en un caso en
conocimiento de la Corte, sino en el marco de diversas medidas cautelares adoptadas
por la Comisión Interamericana entre 2018 y 2019.
4.
En el Derecho Internacional de los Derechos Humanos, las medidas provisionales
tienen un carácter no sólo cautelar, en el sentido de que preservan una situación jurídica,
sino fundamentalmente tutelar, por cuanto protegen derechos humanos, en la medida
Debido a las circunstancias excepcionales ocasionadas por la pandemia COVID-19, esta Resolución fue
deliberada y aprobada durante el 142 Período Ordinario de Sesiones, el cual se llevó a cabo de forma no
presencial utilizando medios tecnológicos de conformidad con lo establecido en el Reglamento de la Corte.


Select target paragraph3