INFORME No. 140/19 CASO 11.691 INFORME DE FONDO RAGHDA HABBAL E HIJOS ARGENTINA I. INTRODUCCIÓN 1. El 24 de mayo de 1996 la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (en adelante “la Comisión Interamericana”, “la Comisión” o “la CIDH”) recibió una petición presentada por Carlos Varela Álvarez y Diego Jorge Lavado (en adelante “la parte peticionaria”) en contra de la República de Argentina (en adelante “el Estado”, “el Estado argentino” o “Argentina”) por la presunta violación de varias disposiciones de la Convención Americana sobre Derechos Humanos (en adelante “la Convención” o “la Convención Americana”) en perjuicio de Raghda Habbal, mujer de origen sirio, quien adquirió la radicación y la nacionalidad argentina, así como de sus hijos. 2. La Comisión aprobó el informe de admisibilidad No. 64/08 el 15 de julio de 20081. El 15 de agosto de 2008 la Comisión notificó dicho informe a las partes y se puso a su disposición a fin de llegar a una solución amistosa, sin que se dieran las condiciones para iniciar dicho procedimiento. Las partes contaron con los plazos reglamentarios para presentar sus observaciones adicionales sobre el fondo. Toda la información recibida fue debidamente trasladada entre las partes. II. ALEGATOS DE LAS PARTES A. Parte peticionaria 3. Manifestó que las autoridades argentinas violaron los derechos de la señora Raghda Habbal, primero, al expedir la Resolución 1088 de 1992 y, segundo, en el proceso judicial que anuló su nacionalidad. 4. Con respecto a la Resolución 1088 de 1992, la parte peticionaria sostuvo que la Dirección Nacional de Población y Migraciones ordenó la anulación de la radicación de la señora Habbal y sus hijos, así como su expulsión de Argentina. Indicó que dicha autoridad no estaba facultada para emitir tales órdenes porque Raghda Habbal era nacional argentina y la única posibilidad que preveía la Constitución para expulsar a una persona ciudadana se enmarcaba en el derecho de opción, situación que no se configuraba en el caso. Agregó que incluso si la señora Habbal fuera extranjera, no tuvo la oportunidad de impugnar la Resolución porque no le fue notificada. 5. En relación con el proceso judicial que anuló la nacionalidad de la señora Habbal, alegó que fue arbitrario por las siguientes irregularidades: (i) no se le notificó del inicio del proceso conforme al Decreto 3213/84; (ii) el Juez no impulsó probatoriamente el proceso para establecer la verdad y garantizar la igualdad entre las partes; y (iii) la sentencia civil que anuló la nacionalidad de la señora Habbal bajo el argumento de la existencia de un fraude se emitió sin contar con condena penal que demostrara la existencia de dicho fraude. Con base en lo anterior, la parte peticionaria afirmó que la decisión judicial incurrió en prejudicialidad. 6. Indicó que el Estado desconoció el artículo 18 del Decreto 3213/84 según el cual la intervención de la Dirección Nacional de Población y Migraciones debió ser posterior a la anulación a la nacionalidad y no anterior como ocurrió en el caso. También señaló que la señora Raghda Habbal tuvo un hijo que nació en territorio argentino, por lo que él tenía la nacionalidad de dicho país y sus derechos se afectaron con la orden de expulsión del territorio de su madre. CIDH. Informe No. 64/038. Caso 11.691. Raghda Habbal. Argentina. 15 de julio de 2008. En dicho informe la Comisión declaró admisible la petición en relación con los artículos 8, 19, 20, 22, 24, 25 y 1.1 de la Convención Americana. Asimismo, la Comisión declaró inadmisible la petición en relación con el artículo 28 del mismo instrumento. 1 1

Select target paragraph3