4 familiar. Dicho ofrecimiento no fue cuestionado por las partes. Sin embargo, esta Presidencia entiende que el objeto de su eventual declaración, propuesto por los representantes, no guarda relación directa con las presuntas violaciones alegadas por las partes, en consecuencia no estima pertinente recibir su declaración. B) Peritos propuestos por el Estado 6. Por otra parte, esta Presidencia nota que al presentar la contestación de la demanda el Estado remitió como anexos las declaraciones periciales rendidas ante fedatario público por los señores: a) Alex Valle Franco, quien se refirió a la naturaleza de la acción de inconstitucionalidad de Decretos Ejecutivos en la Constitución de 1998; los efectos jurídicos de la declaratoria de inconstitucionalidad de un Decreto Ejecutivo en la Constitución de 1998 y en una reparación de daños, y la naturaleza jurídica de la Acción de Incumplimiento en la actual Constitución, y b) Diego Pérez Enríquez, quien presentó un estudio comparado de normativa militar en la región sobre calificación de generales; doctrina militar para calificar ascensos, y la legitimidad de las decisiones del Consejo de Generales del Ecuador. 7. Conforme al procedimiento establecido en el Reglamento, dichos dictámenes fueron transmitidos a la Comisión y a los representantes como anexos al escrito de contestación de la demanda. 8. El Estado reiteró en la lista definitiva el ofrecimiento de los dos peritos señalados anteriormente para que “expo[ngan ante la Corte] más detalladamente sus argumentos técnicos, de conformidad con los objetos […] indicados” en la contestación de la demanda. 9. La Comisión observó que, junto con la contestación de la demanda, el Estado presentó las declaraciones juradas de los peritos que ofrece para rendir declaración ante la Corte en audiencia pública, y que no tenía observaciones que formular sobre el ofrecimiento hecho por los representantes (supra Visto 9). Los representantes no remitieron observaciones. 10. Es el Tribunal o su Presidencia los que deciden si la declaración de una persona es pertinente para un caso. Asimismo, es el Tribunal o su Presidencia los que definen el objeto de las declaraciones y dictámenes periciales ofrecidos por las partes. En el presente caso dichos affidávits no fueron solicitados por la Corte o la Presidencia ni fue determinado objeto alguno en relación con los mismos. No obstante a lo anterior, esta Presidencia hace notar que dicha prueba aportada por el Estado en la contestación de la demanda no fue objetada por las partes, y que la misma resulta útil para la resolución del presente caso. En consecuencia, esta Presidencia admite las declaraciones periciales de Alex Valle Franco y Franco Diego Pérez Enríquez como prueba documental, las cuales serán valoradas en la debida oportunidad, dentro del contexto del acervo probatorio existente y según las reglas de la sana crítica. 11. Sin perjuicio de lo anterior, dado que el Estado en la lista definitiva reiteró el ofrecimiento para que los dos peritos fueran convocados para comparecer ante la Corte por las razones expresadas anteriormente (supra Considerando 8), en consideración del equilibrio procesal y el principio de economía procesal de las partes, y de la pertinencia del objeto de la declaración en el contexto del presente caso, esta Presidencia estima útil escuchar el dictamen pericial de Alex Valle Franco a efectos de que el Tribunal pueda apreciar su valor en la debida oportunidad. C) Declaraciones de la presunta víctima y peritos

Select target paragraph3