INFORME No. 9/16
PETICIÓN 149-02
INFORME DE ADMISIBILIDAD
EDUARDO RICO
ARGENTINA
13 DE ABRIL DE 2016

I.

RESUMEN

1.
El 4 de marzo de 2002 la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (en adelante, “la
Comisión Interamericana”, “la Comisión” o “la CIDH”) recibió una petición presentada en favor de Eduardo
Rico (en adelante, “la presunta víctima” o “el señor Rico”) contra Argentina (en adelante, “Argentina” o “el
Estado”). La petición fue presentada por el señor Rico y sus representantes (en adelante, “los peticionarios”)1
quienes alegan que se habrían violado varios derechos protegidos por la Convención Americana sobre
Derechos Humanos (en adelante, “Convención Americana” o “Convención”) durante el proceso de destitución
del señor Rico de su cargo de juez.
2.
Los peticionarios sostienen que el señor Rico fue destituido en un procedimiento político sin
haber tenido la oportunidad de ser oído por un tribunal competente, independiente e imparcial y que
tampoco pudo revisar judicialmente la decisión de destitución. Por su parte el Estado señala que el proceso
de destitución del señor Rico fue llevado a cabo por un órgano independiente, imparcial y competente con
conformidad al debido proceso y que la presunta víctima acude a la CIDH como cuarta instancia.
3.
Sin prejuzgar sobre el fondo de la denuncia, tras analizar las posiciones de las partes y en
cumplimiento de los requisitos previstos en los artículos 46 y 47 de la Convención Americana, la Comisión
decide declarar el caso admisible a efectos del examen sobre la presunta violación de los derechos
consagrados en los artículos 8, 9, y 25 de la Convención Americana, en concordancia con los artículos 1.1 y 2
de dicho tratado. La CIDH también decide declarar inadmisible la presente petición en relación con los
artículos 11, 21 y 24 de la Convención. La Comisión decide además notificar esta decisión a las partes,
publicarla e incluirla en su Informe Anual para la Asamblea General de la OEA.
II.

TRÁMITE ANTE LA CIDH

4.
La CIDH recibió la petición el 4 de marzo de 2002 y el 17 de febrero de 2004 transmitió
copia de las partes pertinentes al Estado otorgándole un plazo de 2 meses para someter sus observaciones,
con base en el artículo 30 de su Reglamento entonces en vigor. El 1 de febrero de 2005 se recibió la respuesta
del Estado, la cual fue trasladada a los peticionarios el 22 de septiembre de 2005.
5.
La CIDH recibió observaciones adicionales de los peticionarios el 20 de octubre de 2004, 25
de diciembre de 2005, 3 de noviembre de 2006, 16 de mayo de 2007, 28 de octubre de 2013, 2 de marzo de
2015 y 21 de julio de 2015. La CIDH recibió observaciones adicionales del Estado el 22 de noviembre de
2006, 27 de abril de 2007, 22 de agosto de 2014 y 15 de diciembre de 2015. Estas comunicaciones fueron
debidamente transmitidas a la parte contraria.
III.

POSICIÓN DE LAS PARTES

A.

Posición de los peticionarios

6.
Los peticionarios afirman que el señor Rico inició su carrera como magistrado del Tribunal
del Trabajo Nº 1 del Departamento Judicial de San Martin y allí desempeño sus funciones hasta que, como
consecuencia del advenimiento del régimen miliar, se dispuso su cesantía por decreto en agosto de 1976. En
1 Durante la tramitación del proceso, la CIDH recibió observaciones presentadas por el señor Rico y sus representantes, a
saber, Susana María Barneix, Adrián Leopoldo Azzi, Jorge Dario Pisarenco y Carlos Federico Bossi Ballester.

1

Select target paragraph3