2
de 2010, el Estado solicitó aclaración respecto de la fecha de interposición de la petición ante la
CIDH. La Comisión remitió su respuesta mediante nota de fecha 19 de julio de 2010.
6.
La Comisión recibió información adicional de los peticionarios mediante
comunicaciones de fecha 20 de agosto de 2010 y 21 de febrero de 2011, las cuales fueron
debidamente trasladadas al Estado.
7.
La Comisión recibió información adicional del Estado mediante comunicaciones de
fecha 2 de noviembre de 2010 y 11 de mayo de 2011, las cuales fueron debidamente trasladadas a
los peticionarios.
III.

POSICIÓN DE LAS PARTES

A.

Posición de los peticionarios

8.
Los peticionarios alegan que Luis Fernando Guevara Díaz, prestó servicios de
manera gratuita en el Ministerio de Hacienda de Costa Rica aproximadamente por ocho años, hasta
que el 4 de junio de 2001, fue contratado de manera interina como "Trabajador Misceláneo 1"2.
9.
Indican que mientras se desempeñaba como trabajador interino, el señor Guevara
Díaz aplicó voluntariamente3 a un concurso para el nombramiento de su cargo “en propiedad” o
titularidad. Señalan que luego de realizar las pruebas preliminares –las que se efectuaron de manera
diferenciada por su discapacidad-, se elaboró una terna de participantes elegibles, los que
posteriormente fueron entrevistados. Indican que en dicha terna, el señor Guevara Díaz ocupó el
primer puesto dado que contaba con la mejor calificación (78,97%)4. Finalizado el procedimiento de
selección, los peticionarios alegan que el señor Guevara Díaz, extraoficialmente, tomó conocimiento
que no habría resultado seleccionado para cubrir el cargo por el que había concursado y que
ocupaba interinamente en el referido Ministerio, siendo que en su lugar habría sido nombrada una
persona ajena a la institución, sin ser portadora de ningún tipo de discapacidad. Precisan que a partir
del 16 de junio de 2003, cesó el nombramiento interino del señor Guevara Díaz, encontrándose hasta
la fecha, desempleado5.
10.
Los peticionarios presentan una serie de consideraciones para cuestionar el referido
procedimiento de selección, alegando que el mismo se tradujo en resultados discriminatorios en
perjuicio de la presunta víctima. Entre otros, alegan que de conformidad a la normativa aplicable, la
potestad de nombramiento o selección se encuentra regulada de una manera que puede traducirse
en situaciones de discriminación. En efecto, señalan que la autoridad laboral pertinente puede
nombrar a cualquiera de las tres personas que integran la terna de candidatos propuestos, dado que
su potestad es discrecional, lo cual sostienen, constituye una falla en el sistema. Aducen que en el
2

Los peticionarios indican que se debe considerar que desde el 29 de mayo de 1996, empezó a regir en Costa Rica
la ley No. 7600 "Ley de Igualdad de Oportunidades para las Personas con Discapacidad”; y que a esa fecha, la presunta víctima
llevaba dos años de prestar servicios gratuitos para el Estado.
3

Precisan que la presunta víctima no fue convocada por la Dirección General de Servicio Civil, sino que se presentó
de manera voluntaria.
4
Los peticionarios resaltan que en aquel momento la presunta víctima llevaba trabajando alrededor de 10 años en
la dependencia estatal.
5

En cuanto a los méritos del trabajador para acceder a su cargo, los peticionarios añaden que aquel había recibido
una carta de felicitación por su labor; y que la Coordinadora de Recursos Humanos del Ministerio de Hacienda mediante
oficio de 7 de julio de 2003, indicó que "revisado el expediente personal de dicho funcionario se determinó que no existe
reporte alguno sobre problemas laborales o de conducta".

Select target paragraph3