RESOLUCIÓN DE LA CORTE INTERAMERICANA DE DERECHOS HUMANOS* DE 17 DE ABRIL DE 2015 CASO GARCÍA LUCERO Y OTRAS VS. CHILE SUPERVISIÓN DE CUMPLIMIENTO DE SENTENCIA VISTO: 1. La Sentencia de excepción preliminar, fondo y reparaciones (en adelante ‘‘la Sentencia’’ o “el Fallo”) emitida por la Corte Interamericana de Derechos Humanos (en adelante “la Corte Interamericana”, “la Corte”, o “el Tribunal”) el 28 de agosto de 2013 1. En ella el Tribunal declaró la responsabilidad internacional de la República de Chile (en adelante “el Estado” o “Chile”) por la violación de los derechos a las garantías judiciales y a la protección judicial, reconocidos en los artículos 8.1 y 25.1 de la Convención Americana sobre Derechos Humanos (en adelante “la Convención Americana” o “la Convención”), en relación con el artículo 1.1 de la misma y con las obligaciones establecidas en los artículos 1, 6 y 8 de la Convención Interamericana para Prevenir y Sancionar la Tortura, en perjuicio del señor Leopoldo Guillermo García Lucero (en adelante también “el señor García Lucero”). La Corte constató la excesiva demora del Estado en iniciar una investigación por los hechos de detención, tortura y exilio ocurridos al señor García Lucero entre el 16 de septiembre de 1973 y el 12 de junio de 19752, tomando en cuenta el momento en que Chile tomó conocimiento de los mismos en diciembre de 1993 3, y la fecha en que abrió las diligencias * El Juez Eduardo Vio Grossi, de nacionalidad chilena, no participó en el conocimiento del presente caso ni en deliberación de la presente Resolución, de conformidad con lo dispuesto en el artículo 19.1 del Reglamento de la Corte. ** El Juez Diego García-Sayán no participó en la deliberación y firma de la presente Resolución por motivos de fuerza mayor. 1 La Sentencia fue notificada el 30 de octubre de 2013. Cfr. Caso García Lucero y otras Vs. Chile. Excepción Preliminar, Fondo y Reparaciones. Sentencia de 28 de agosto de 2013. Serie C No. 267. El texto íntegro de la Sentencia se encuentra disponible en: http://www.corteidh.or.cr/docs/casos/articulos/seriec_267_esp.pdf. 2 Al acoger parcialmente la excepción de competencia temporal interpuesta por el Estado, el Tribunal no se pronunció sobre la detención (“prisión política”), tortura y exilio del señor García Lucero, puesto que dichos hechos son anteriores al 21 de agosto de 1990, fecha en la cual Chile reconoció la competencia contenciosa de la Corte. Esos hechos “no fueron controvertidos por las partes ni por la Comisión [Interamericana de Derechos Humanos]” y fueron utilizados por la Corte como “antecedentes para contextualizar” aquellos hechos que sucedieron con posterioridad al reconocimiento de la competencia contenciosa. La Corte examinó si a partir de hechos autónomos ocurridos dentro de su competencia temporal, el Estado cumplió con el deber de investigar los hechos y si brindó recursos aptos al señor García Lucero para efectuar reclamos sobre medidas de reparación, de conformidad con la Convención Americana, así como con la Convención contra la Tortura. Cfr. Caso García Lucero y otras Vs. Chile, supra, párrs. 28 a 42 y 55. 3 La Corte consideró que el Estado tuvo noticia de los hechos que debían ser investigados desde que recibió una carta del señor García Lucero de fecha 23 de diciembre de 1993, cuando realizó la solicitud de pensión como “exonerado político” ante el “Programa de Reconocimiento al Exonerado Político en Chile”, y en la cual se refirió a la tortura que sufrió “mientras est[uvo] detenido” y a las “lesiones ocasionadas por las torturas recibidas”. [Esta situación fue reafirmada el 28 de noviembre de 2004, mediante la inclusión del nombre del señor García Lucero en un listado del informe de la Comisión Nacional sobre Prisión Política y Tortura (“Comisión de Valech”), reconociéndolo como víctima de prisión política y tortura. Cfr. Caso García Lucero y otras Vs. Chile, supra, párrs. 75 y 126.

Select target paragraph3