CORTE INTERAMERICANA DE DERECHOS HUMANOS
CASO ANZUALDO CASTRO VS. PERÚ
SENTENCIA DE 22 DE SEPTIEMBRE DE 2009
(Excepción Preliminar, Fondo, Reparaciones y Costas)
En el caso Anzualdo Castro vs. Perú,
la Corte Interamericana de Derechos Humanos (en adelante “la Corte
Interamericana”, “la Corte” o “el Tribunal”), integrada por los siguientes jueces1:
Cecilia Medina Quiroga, Presidenta;
Sergio García Ramírez, Juez;
Manuel E. Ventura Robles, Juez;
Leonardo A. Franco, Juez;
Margarette May Macaulay, Jueza;
Rhadys Abreu Blondet, Jueza, y
Víctor Oscar Shiyin García Toma, Juez ad hoc;
presentes, además,
Pablo Saavedra Alessandri, Secretario, y
Emilia Segares Rodríguez, Secretaria Adjunta;
de conformidad con los artículos 62.3 y 63.1 de la Convención Americana sobre
Derechos Humanos (en adelante “la Convención” o “la Convención Americana”) y con
los artículos 29, 31, 37.6, 56 y 58 del Reglamento de la Corte (en adelante “el
Reglamento”)2, dicta la presente Sentencia.

1
El 7 de agosto de 2008 el Juez Diego García-Sayán, de nacionalidad peruana, solicitó a la
Presidenta de la Corte que aceptara su excusa para participar en el presente caso porque, “[p]ese a que
no existe elemento alguno que pudiera afectar [su] absoluta independencia e imparcialidad en este caso”,
consideraba “prudente excusar[se] de participar en él para garantizar, así, la percepción por las partes y
terceros acerca de la absoluta independencia e imparcialidad del Tribunal teniendo en cuenta [su]
nacionalidad peruana”. Agregó, inter alia, que “es perfectamente compatible con la Convención que un
juez solicite ser excusado de participar en un caso por el mero hecho de ser nacional del Estado
demandado”. Mediante nota de 7 de agosto de 2008 la Presidenta agradeció la preocupación del Juez
García-Sayán por preservar la imparcialidad objetiva de esta Corte y aceptó su excusa. En consecuencia,
al ser notificada la demanda (infra párr. 7), se comunicó al Estado acerca de la referida excusa y se le
consultó su parecer sobre la eventual designación de un Juez ad hoc que interviniera en el conocimiento y
decisión de este caso. A su vez, se informó al Estado que el Tribunal había recibido y estaba examinando
una solicitud de opinión consultiva interpuesta por el Estado de Argentina, ampliamente difundida, en la
que se analiza, inter alia, si la institución del juez ad hoc sólo sería procedente en casos contenciosos
interestatales. El 22 de septiembre de 2008 el Estado designó al señor Víctor Oscar Shiyin García Toma
como Juez ad hoc.

Select target paragraph3